5ª Marxa La Selva del Camp – Muntanyes de Prades (67.7km)

1 04 2008
Ya tocaba, desde la última Reus-Prades-Reus que no hacia una caminata de resistencia. Este sábado mi primo David y yo fuimos a hacer la 5ª Marxa La Selva del Camp – Muntanyes de Prades, de 67.7km y 4750m de desnivel acumulado, tela marinera! Tiempo para hacerlo, de las 7 de la mañana a las 12 de la noche, 17 horas.
Mapa de la ruta, con degradado de pendientes

Perfil de la ruta, con degradado de pendientes
Tramo La Selva del Camp – L’Albiol
A las 7 de la mañana un cohete daba el pistoletazo de salida delante del polideportivo de La Selva.
Vídeo de la salida

Segundos antes de la salida

Unos 500 participantes comenzamos a andar por las calles del pueblo hasta salir por el GR65-5 y enfilar hasta el Tossal de les Forques entre campos de cultivo.

Subiendo al Tossal de les Forques
Árbol rarete
Seguimos subiendo hasta encontrarnos con la carretera que va a l’Albiol (TV-7046). Seguimos por bosque hasta llegar a l’Albiol, donde estaba el primer avituallamiento. Habían bocadillos, coca, chocolate y bebidas diversas.
Por la carretera de l’Albiol
De camino a l’Albiol
Sendero de subida, con la carretera al fondo
Llegando a l’Albiol
Tramo L’Albiol – Capafonts
Salimos del pueblo y enfilamos por una pista entre bosque y más tarde por sendero hacia la Obaga del Bosc de Maideu, hasta llegar a El Coll, ya en la Mussara.
Por el sendero de l’Abiol
Caminando por La Mussara
El repetidor de La Mussara
Seguimos por la pista que ascendía sin dejar el GR65-5 pasando el Coll de la Creu del Pastor Noguers, en la zona de Els Socarrats, luego bajamos hacia el Barranc del Trinco-Trinco y subimos hacia la urbanización de Els Motllats, en el Coll de la Tina.
Al fondo, la urbanización de Els Motllats
Por pista llegamos a la Creu Trencada, donde nos desviamos hacia la derecha para bajar hacia el Pont del Goi (un puente de piedra natural que pasas por encima y luego bajando pasas por su arco), al borde del Barranc de la Font Nova.
La Creu Trencada

El Pont del Goi

Pont del Goi, visto desde abajo
De aquí bajamos por sendero bastante maltrecho hacia Les Tosques donde cogimos una pista que nos llevaba a Capafonts, lugar del segundo control y avituallamiento.
Llegando a Capafonts
Tramo Capafonts – Prades
Salimos de Capafonts por pista forestal para llegar a un merendero ubicado en un paraje que nos recordaba más bien a las rieras. Seguidamente el camino transcurría entre medio de un bonito bosque hasta llegar a la ladera de la montaña, donde partía un sendero muy empinado hacia la ermita de la Mare de Déu de l’Abellera, empotrada en una roca y que se puede llegar en coche desde el otro lado de la montaña.
Bosque de los alrededores de Capafonts

Mare de Déu de l’Abellera
Este tramo empezó a hacer mella en mi rodilla y empecé a notar molestias como las que sentí cuando fui a esquiar.
Bajamos a Prades pasando por el Coll de San Roc y ya allí nos esperaba una buena butifarra con pan y tomate y un merecido descanso.
Llegando a Prades

La butifarra!!
Tramo Prades – Tossal de la Baltasana
Salimos de Prades por el GR171 que primero pasaba por senderos entre bosque y más tarde cogía una pista que pasaba por el Coll de la Foguina y nos dejaba en la ladera del Tossal. Aquí salía un sendero muy empinado hacia la cima, a 1203m.
Allí arriba estaba un punto de autocontrol para sellar nosotros mismos. Durante la subida por el sendero empecé a notar el dolor otra vez, ya no solo era bajando si no que subiendo también. Decidí que en el siguiente control me retiraría, así que me fui mentalizando de que andaría otras 2 horas más.
Rosa de los vientos en el Tossal de la Baltasana

Autocontrol
Tramo Tossal de la Baltasana – Els Cogullons
Bajamos del Tossal siguiendo el GR que nos llevaba por la Obaga de la Moleta por pista hasta el pozo de hielo de El Coll de la Nevera. Aquí empezaba el sendero, ya en la Serra del Bosc, que nos llevaba por el Coll d’en Perroi, el Coll de la Caldereta y el Collet de la Cova Fumada; hasta que llegamos a la Mola d’Estat, un espléndido balcón de les Muntanyes de Prades.
La Mola d’Estat

Andando por la Mola d’Estat
Seguimos andando por pista forestal hacia la Mola dels Quatre Termes y más tarde pasamos la Taula dels Quatre Batlles, punto donde coinciden 4 municipios (Vimbodí, Prades, Mont-Ral y Rojals). El nombre le viene de cuando se debía cortar los pinos de los bosques se reunían los capos de los cuatro pueblos para pactar los términos de la tala ya que los bosques pertenecían a los cuatro municipios.

Taula dels Quatre Batlles
De ahí bajamos hacia el Clot del Llop y el Colletó d’en Serra para seguir llaneando hasta el Refugio de Els Cogullons, lugar del cuarto control. De camino aquí me di cuenta que recomendaban que a ser posible no te retiraras en este punta ya que está un poco inaccesible. Más tarde lo confirmaría hablándolo con el del control. Así que debía andar otro poco más hasta el próximo control.
Llegando a Els Cogullons

Refugio de Els Cogullons
Tramo Els Cogullons – Farena
Salimos del refugio por el PR20 y nada más salir ya bajar y más bajar por sendero. Pasamos al lado de las fuentes de El Grèvol y Freda hasta llegar al Clot de la Tanca. Seguimos bajando hasta llegar a un grupo de casas aisladas llamado La Bartra. De ahí seguimos bajando hacia el Riu Sec del Mas d’en Tous para luego subir en fuerte pendiente para bajar por la ladera de la montaña hasta el pueblo de Farena, lugar del quinto control y lugar donde nos retiramos mi primo y yo, habiendo hecho 43.3km en 10h. Mi rodilla no podía más.
De aquí salía un bus que nos llevaría a los retirados de vuelta a La Selva del Camp.
Control de Farena
Una vez más, no ha podido ser...
El año pasado, no se si lo sabíais, me inscribí a esta caminata. Pero en la salida me retiré, el motivo, una gastroenteritis que me hizo estar todo el día en la cama.
Este año me quise apuntar porque es una de las caminatas más bonitas ya que te lleva por multitud de parajes singulares, y también porque quería prepararme para la Montserrat-Reus de este año. Pero me parece a mí que con esta sorpresita…
En cuanto a la organización de la marcha, perfecta, de las mejores que he visto: buenos avituallamientos, muy buena señalización, buena logística a excepción del refugio de Els Cogullons (pero se entiende) y buen uso de las nuevas tecnologías para transmitir la información. Sin duda, miraré de repetir el año que viene.


Mission Failed




II Duatló de Muntanya de La Secuita

15 08 2007
El sábado por la tarde Antolín me comenta que el domingo va a ir a una duatlón que se celebra en La Secuita (Tarragona) con motivo de su Fiesta Mayor, la II Duatló de Muntanya de La Secuita. Esa misma noche decido ir a provar. La prueba consistía en 4.5km corriendo, 18km en bici y 1.5km corriendo otra vez. La organizaba Nil Travel, CB.
Me veía capaz de correr esos 6km, aunque hacía tiempo que no salía a correr. Lo de la bici no me era ningún problema porque cada día ya hago bicicleta.
Total, domingo tempranito cargo la Ironhorse al portabicis y paso a buscar a Antolín, juntos vamos a La Secuita. Nos inscribimos, yo con el dorsal 36 en la categoría ELITE (había otras dos PROMESA y MASTER, va por edades), y empezamos a preparar las cosas en la zona de transición (que es donde haces el cambio a la hora de correr por la bicicleta). Disponemos en su sitio las zapatillas de MTB, la mochila y el casco para hacer el cambio, y preparamos las zapatillas de running para que se puedan sacar y poner en un plis plas. Allí vimos a Mario, antiguo compañero de facultad.

Zona de transición (mi Ironhorse se sentía
como una plebeya ante tanta aristocracia)

A las 10:00h, se dio el pistoletazo de salida a los 65 participantes. La primera etapa era correr 4.5km por un circuito moderado de montaña, pasando por caminos y algún conreo, se daban 2 vueltas a este circuito.
Empecé bastante fuerte, intentando seguir al compañero, pero ese fue mi error, seguir el ritmo de otro. Así que a la segunda vuelta iba que no podía (pensando que no me debía dejar enredar más!).
Ya acabada la etapa, en la zona de transición, me cambio de zapatillas y cojo la bici, esta sería la etapa que más me gustaba. El circuito de bici compartía parte del de correr (ya había memorizado un poco el camino para saber como pasar) y también eran dos vueltas. Enseguida empecé a adelantar a gente, sobretodo en las bajadas! (no soy muy amigo de los frenos). Este circuito iba por caminos y alguna carreterilla, tenía algún repecho y en la zona de la Estación del AVE de Perafort estaba lo bueno, los senderos con las bajadas. Había una que tenía un salto increible, una pasada, volé! De repente vi pasar a Antolín y me dijo que se había perdido. Empecé a tener problemas con el cambio delantero, se me quedó encasquillada la maneta de cambio en el plato grande y no había manera de hacerlo bajar. Estuve un par de km con ese problema hasta que se solucionó, ya en la 2ª vuelta al circuito. En la zona de los senderos me encontré a un chico que se le enganchó la cadena en el pedal, paré a ayudarle pero la cadena se le había hecho un nudo y no tenía arreglo, seguí tirando.
De nuevo en la transición me intenté poner las zapatillas como pude, los guantes no me dejaban, y afronté la última etapa, una vuelta más al circuito de correr. Pero al poco de empezar a correr me dieron rampas en los gemelos y tuve que parar a estirar, que desastre. Así que como pude hice la última etapa. Ya en la meta, mucha agua y un bocadillo que entraba de muerte.

Pues, en mi primera duatlón quedé el 54 de 65 participantes, completando el recorrido en 1h30min, pensareis que no está mal, pero de mi categoría fui el 22 de 25, PÉSIMO!!! Al menos la acabé.
Antolín quedó el 41/65 y de su categoría el 20/25, completando el recorrido en 1h23min. En cambio Mario quedó el 2/65 y de su categoría el primero!!! Completó el recorrido en 1h04min. Clasificaciones.

Momento en que entregan el trofeo a Mario

Lo que está claro que debes tener buena forma física y saber dosificarte para que no te pase como a mí. Y en lo que respecta a la bici, tenerla impecable y bien mantenido (puto Shimano CS050!!!).

See you!!




XI Caminada Reus-Prades-Reus (55.4 km)

7 06 2007
Este domingo 3 de junio se celebró la decimo primera edición de la Reus-Prades-Reus, organizada por la Associació Excursionista Catalunya de Reus. Como no, no falté a la cita (el año pasado fue mi bautismo en esto de las marchas de resistencia, precisamente en esta). Esta vez nos reunimos mi primo David, Johnny (el primo de mi primo = primo al cuadrado), Jose (compañero de la facultad), Alba (amiga de Jose), Paloma (amiga de David y Johnny) y yo mismo.
La caminata seguía teniendo 55.4km a hacer en 14h30min y discurría por los mismos caminos que en la edición anterior. Este año los inscritos fueron 641.
Recorrido

Perfil

Pues domingo tocó diana a las 5:00h para a las 5:30h ir tirando para Reus porque a las 6:00h teníamos que recoger el dorsal y a las 6:30h tomar la salida. Puntuales como un reloj dieron el pistoletazo de salida, ya no vimos a Paloma.

Tramo Reus-Coll de la Batalla
La caminata empezó de las Piscinas Municipales, seguidamente callejeamos por el Passeig Sunyer y el Passeig Mata para enfilar la carretera de Castellvell del Camp. Después ya cogimos el GR172 que pasaba por las urbanizaciones de la Flor del Camp, Castellmoster y el Picarany. Una vez dejamos la civilización pasamos a la zona del Bosc de Sant Vicenç y bordeando el Puig d’en Gulló (580m) llegamos al Coll de la Batalla, lugar del primer avituallamiento con bebidas y fruta. Se nos venía encima la primera subida fuerte.

Primer control y primer cuello de botella
Tramo Coll de la Batalla-Pla de la Font del Roure
Seguimos por el GR-172, Camí Vell de Prades, bordeando la Roca del Moro y pasando por la zona de les Socarrades y Mascabrers. Enfilamos con fuerte pendiente el senderillo que va por la zona del Bosc del Mas de Vallverdú y que atravesaba varias veces la T-704 (carretera de la Mussara a Vilaplana), hasta llegar a els Altars de Prades donde estaba situado el segundo control con avituallamiento sólido, al lado de la Font del Roure. Como en la edición anterior, en un sitio estratégico (lástima que los bocatas de queso se acabaran antes de tiempo…).
Vista de los repetidores de la Mussara (llegando al control 2)
Segundo control, como entraban los bocadillos (en mi caso, también salían)
Tramo Pla de la Font del Roure-Cuïlla de Carreteres
Pero quedaba la peor subida, saliendo de la Font del Roure el sendero sigue enfilando muy empinado hasta llegar al Coll de les Saleres (a nuestra izquierda los repetidores de la Mussara). Aquí mi primo y Johnny ya protagonizaban una escapada seria. Los organizadores nos dan un poco de tregua y nos permiten bajar un poco hasta llegar al cruce de carreteras que van a Vilaplana, la Mussara y Mont-ral, lugar donde estaba ubicado el tercer control, este con líquido y fruta (debajo mismito del pico de la Mussara, 1055m).
Vista del Baix Camp desde el Coll de les Saleres

Alba y Jose en el tercer control

Tramo Cruïlla de Carreteres-Confluència Carreteres
Dejamos el control 3 y cambiamos de GR, esta vez circulamos por el GR65-5 subiendo por els Socarrats hasta llegar al Colletó de la Tina y la Creu Trencada (Serret del Malesporgat). Desde aquí se acaban las arboledas y empieza la parte más seca, la Serra Plana. Andamos por ella esquivando los picos de la Ninota y el Picorandan hasta llegar y cruzar el Serret de Vóltora para ya bajar hacia el Coll de Capafonts. Lugar donde confluyen las carreteras que van a Prades y Capafonts con la que va a la Febró. Siguiendo un poco la carretera de Prades encontramos el cuarto control, con avituallamiento líquido, frutos secos y fruta.
Caminando por la Serra Plana

Llegando al Coll de Capafonts (premio para el que adivine quien es la modelo!)

Tramo Confluencia de Carreteres-Prades
Bajamos hacia Prades por el Camí de les Deveses. Llegamos a la Plaça Major de Prades. Lugar donde estaba ubicado el quinto control con avituallamiento sólido. Llegué con Jose y Alba y nos encontramos a mis padres y hermana que fueron a pasar el día, y vimos a los escapados que ya arrancaban para Reus. Comimos, descansamos, calentamos y otra vez para alante, habíamos pasado el Ecuador de la prueba.
Bajando a Prades por el Camí de les Deveses

Vista de la Plaça Major de Prades

Tramo Prades-Font del Pubill
Salimos de Prades por un camino paralelo a la T-704 (carretera de Prades a Capafonts). Atravesamos un campo de amapolas y de trigo antes de meternos en el Barranc de l’Avellanar, que no lo dejaríamos hasta llegar a la Febró. Cruzamos el pueblo y el Barranc de la Foradada hasta llegar a la Font del Pubill, lugar donde estaba el sexto control con avituallamiento líquido y algo de fruta. Aquí tocaba recoger suficientes fuerzas porque el tramo que viene ahora es bastante durillo, subir otra vez a la Mussara.
Amapolas (no alucinógenas)
¿Trigo?

Control de la Font del Pubill

Tramo Font del Pubil-Cruïlla de Carreteres
Enfilamos una pista que llevaba al Mas del Barret para luego coger un sendero que subía hacia la zona dels Avencs de la Febró, una zona con unas vistas muy bonitas. Andamos por la Serra de la Mussara, esta vez por el GR7, para bajar hacia el Coll de la Negra, lugar donde estaba ubicado el séptimo control, justo en el cruce de carreteras de la Febró con Vilaplana y la Mussara. En este control había avituallamiento líquido y algo de fruta. Aquí Jose ya iba tocado de la rodilla, mal asunto porque tocaba una bajada muy fuerte hasta Vilaplana.
Bosques de la zona dels Avencs de la Febró + tío guapo

Zona del Coll de la Negra

Séptimo control

Tramo Cruïlla de Carreteres-Vilaplana
Bajamos por un sendero (aquí ya me escapé) hasta llegar al Barranc de les Tosques y seguidamente a una pista de cemento, el Camí de les Tosques, que nos conducía hasta el octavo control, el de Vilaplana. Aquí coca d’ou y fruta.
Antes de bajar a Vilaplana, vista de los repetidores
Pocetas formadas en el Barranc de les Tosques

Control de Vilaplana

Tramo Vilaplana-l’Aleixar
Salimos del pueblo y pasamos por al lado del cementerio para meternos en la zona de les Planes, un camino de tierra que discurre en medio de campos de avellanos. Llegamos al pueblo de l’Aleixar donde estaba el noveno control con líquido y fruta. Ahora venía lo que para mí era el peor tramo.

Tramo l’Aleixar-Boca de la Mina
Este tramo es el peor de todos porque es donde más influye el factor psicológico, además iba solo, peor aún. Menos mal que me puse a hablar con un chico de Reus y anduvimos juntos hasta la llegada. Salimos del pueblo por una pista de cemento con una fuerte subida a el Collet (la última subida del día, bueno faltaban las escaleras a mi habitación). Bordeamos el Mas de Baiona hasta coger la Riera de Salvià, seguimos por aquí hasta llegar a un cruce a la altura del Mas de la Tia Anna. Torcimos a la izquierda y seguimos andando por la zona de Monterols y de Monterols de Prop hasta llegar al último control, el de la Boca de la Mina, ubicado al lado del Pere Mata. Aquí avitullamiento líquido y fruta.

Control de la Boca de la Mina
Tramo Boca de la Mina-Reus
Bajamos por el Paseo Pere Mata hasta llegar a la avenida del Comerç, la cogimos, cruzamos el túnel de la vía del tren y bajamos por la avenida Països Catalans hasta llegar a la altura de las Piscinas Municipales donde nos esperaba el final de la prueba.
Llegada
Resultados
Al final Paloma (que hizo la marcha corriendo) quedó la nº162 con un tiempo de 9h57min. Mi primo David y Johnny quedaron los nº251 y 252 con un tiempo de 11h31min, Alba y Jose quedaron los nº400 y 403 con un tiempo de 13h37min, y yo quedé el nº284 con un tiempo de 11h55min, rebajé la marca anterior que fue de 13h25min!! (Ver resultados)
Balance de tullidos: Paloma coja, Johnny tobillo hinchado, Jose tendinitis, Alba, David y yo ligeras molestias y agujetas (las fiebres y el frío vinieron después).
De los 641 inscritos acabaron la marcha 414 (lo que significa que el 34.5% de inscritos se retiraron). El que llegó primero lo hizo en 5h41min, pero yo tengo su misma medalla y los mismos puntos para la Copa Catalana.
Mission Accomplished 1

Mission Accomplished 2





XVIII Marxa Montserrat-Reus (100 km)

15 04 2007
Este sábado y domingo tenía lugar la 3ª prueba de la Copa Catalana de Caminades de Resistència, la Montserrat-Reus de 100 km de recorrido. Este año la Secció Excursionista del CF Reddis de Reus organizaba la 18ª edición. Y este año si que me apunté y solo, toda una locura.
La marcha contaba con 8 puntos de control, 4 de ellos con avituallamiento sólido. Y la marcha seguía las marcas del GR 172.
La concentración tuvo lugar en las piscinas municipales de Reus, en el Parc dels Capellans, a las 8.15h del sábado para coger el bus que nos llevaría a las piscinas de Collbató, en Montserrat. De allí se daría la salida a las 12 del mediodía.
A diferencia de otras carreras, el tiempo no había acompañado en la semana precedente a la marcha, cosa que hizo que no se apuntara mucha gente, unos 170 y pico. Todos ellos muy selectos, solo se apuntaban aquellos que no fallan, la élite!
Gráfico de desnivel

Cuadro horario y de distancias

Yo tenía el dorsal 83. Veo caras conocidas (los mismos de siempre). Rápidamente identifico los que la hacen corriendo (los sequillos sin mochila y con zapatillas de running, alguno con el pelo canoso). Pistoletazo de salida.

Tramo Collbató-Piera (10.2 km)
Salimos de Collbató por unas urbanizaciones, pasamos por debajo de la N-II y subimos hacia Sant Cristòfol para volver a bajar hacia Pierola, els Hostalets de Pierola y llegar al primer control con avituallamiento líquido, el de Piera. Aquí unos pocos de frutos secos y leche de almendra (que he descubierto que te da un chute de energía increíble). Empezaba a chispear, me pongo la capelina y pongo la funda a la mochila para que no se moje.

Tramo Piera-Pista de Can Guixera (21.31 km)
Atravieso el pueblo con un poco de dificultad, no había casi ninguna marca por las calles. Al salir del pueblo el recorrido habitual seguía por una riera, pero debido a las lluvias la organización desvió el recorrido por la carretera (un punto para ellos). Sigo la carretera y atravieso Can Mata para bajar al Badorc, aquí cojo una pista que asciende hacia Castell de Cabrera y sigue ascendiendo hasta el 2º control, este sólido. Aquí recupero fuerzas y reposo, me curo las primeras ampollas y sigo para alante. Llevaba unas 4h de camino.

Tramo Pista de Can Guixera-Mediona (31.08 km)
Este tramo discurre por grandes superfícies de viñedos y masías, ademas había salido el sol. Es un tramo bien llanito con unas bajadas al final, hasta llegar a Mediona. Aquí avituallamiento líquido y unos pocos frutos secos. Un chavalillo va avisando que nos agarremos que viene el tramo chungo, de gran pendiente.

Tramo Mediona-Coll de la Llacuna (38.82 km)
Nada más salir de Mediona empieza la subida por una pista de cemento que nos lleva a un grupito de casas para luego enlazar con una pista de tierra. Dejo la pista de tierra para subir por un sendero de gran pendiente (aquí me casqué un poco bastante) hasta la Serra de la Llacuna y llegar al Collet de la Serra, donde estaba ubicado el control y avituallamiento sólido. Subiendo por el sendero empezó mi lucha interna, el abandonar la marcha, me encontraba mal, adormilado, las ampollas dolían mucho. Decidí reposar a ver que pasaba y así decidir si seguir o no. Decidí seguir por lo menos hasta el siguiente control.

Tramo Coll de la Llacuna-Montagut (50.71 km)
Saliendo del control cojo una pista de tierra que baja un poco para luego coger un sendero de piedra suelta que recorre la Serra dels Esgavellats. Aquí me noté mal mal, iba muy lento y me alcanzaron dos chicos, se pusieron a hablar conmigo y empecé a seguir su ritmo hablando con ellos, me olvidé de mi lucha interna. Nos anocheció y decidí sacar el frontal de luz, además no había árboles, solo matorrales y las marcas del GR estaban en las piedras, cosa que era difícil de ver con el barro. Esto hizo que nos perdieramos por la zona de Les Rimbaldes y La Ponderosa. No vimos una marca en el camino y seguimos unos 5-10 min por el camino equivocado, al final encontramos de nuevo el camino. Bajamos rodeando el Puig de la Formigosa (1002 m) y pasando por la zona de Les Trencades hasta llegar a la ermita de Sant Jaume de Montagut (sobre las 22.30h), donde había avituallamiento líquido, galletas y frutos secos. Había pasado lo peor, las subidas. Solo quedaba bajar hasta Santes Creus y luego tramos planos y monótonos hasta Reus. Pero decidí retirarme, había llegado cojo y casi sin poder andar y no podría aguantar 50 km más, malditas ampollas! Así que entregué mi tarjeta a la organización, me despedí de mis compañeros de tramo y llamé para que me vinieran a buscar. Y para colmo me olvidé la cámara de fotos en el coche!

Perfil detallado de “mi” caminata
“Saber retirarse a tiempo es una gran victoria”




VIII Marxa dels Castells de la Segarra (51 km)

24 03 2007
El domingo 18 de marzo empezó la F1, con Alonso en McLaren. Pero también empezó la Copa Catalana de Marchas de Resistencia. La primera marcha tuvo lugar en Florejacs, un pueblecito de Lleida, y la organizaba el Centre Excursionista de la Segarra. Esta era la VIII Marxa dels Castells de la Segarra. Eran 51 km que discurren por pueblos y castillos de la comarca de la Segarra. Es una marcha más bien llanita (unos 1000m de desnivel acumulado). Constaba de 10 avituallamientos líquidos y sólidos.
Ruta seguida
Perfil de alturas
Así que nos juntamos los Tres Mosqueteros (mi primo David, mi tío Carlos y yo) y fuimos para Florejacs. La salida se dió a las 07:00h del domingo, con lo que tocó madrugón, a las 04:30h salimos de Cambrils rumbo a Florejacs. Después de aparcar, la organización habilitó un señor parquing, recogimos la carta de control en la carpa que dispusieron para ello. Con la carta teníamos que fichar en cada avituallamiento, así que por nuestro bien, si no queríamos ser descalificados, debíamos conservarla hasta el final.
Preparativos antes de empezar
Vista del parquing
Pistoletazo de salida, la romería empieza a avanzar por los llanos campos de la Segarra, empieza a amanecer.
Segundos antes del pistoletazo
La romería
Bonito amanecer
Llegamos al primer avituallamiento líquido en Les Pallargues (1h), aquí nos dan una botellita de agua que debemos conservar en toda la marcha y que podemos rellenar en los diferentes avituallamientos. En este pueblo encontramos el primer castillo del recorrido, el Castillo de Les Pallargues.
Castillo de Les Pallargues (I)
Castillo de Les Pallargues (y II)
Salimos del pueblo y parte del camino transcurre por carretera. En vez de castillos vimos tres cementerios, empezamos a pensar que no saldremos vivos de esta. Pasamos por Sisteró y llegamos al segundo punto de avituallamiento en Hostafrancs (2h 15min). Tocaba avituallamiento sólido, chocolate caliente, coca y algunas onzas de chocolate.
Control de Hostafrancs
Seguimos caminando por los Plans de Montcortès hasta llegar al Castillo de l’Aranyó (3h 15min).
Castillo de l’Aranyó, de lejos
Castillo de l’Aranyó, de cerca
Muy cerquita de este se encuentra el Castillo de Montcortès de Segarra (3h 30min). Aquí teníamos un habituallamiento líquido, a pie de castillo. Ticar la carta de control y arreando.
Castillo de Montcortès de Segarra
Avituallamiento líquido
Seguimos por los llanos dels Mònjols para bajar en picado al Clot dels Aubens y volver a subir a los Plans de Cervera y les Franqueses. Llegamos a Cervera (4h 30min). Aquí tenemos avituallamiento líquido, recargo la bolsa de agua con isostar y espero a mi tío y mi primo (protagonicé una escapada). De mientras contemplo el edificio de la Universitat de Cervera.
Control de Cervera
Edificio de la Universitat de Cervera
Salimos de Cervera contemplando las casas de los ricachones y ya sonando las tripas porque empieza a haber hambre y ni rastro de manduca en los controles, empezamos a pensar en estafa. Cruzamos la vía del tren rodeando el Tossal de Miralles. Seguimos por Les Ermites bordeando el Turó del Terròs y el Tossal del Baró hasta llegar a Castellnou d’Olugues (6h). Tocaba avituallamiento sólido, este era el oasis en el desierto que imaginábamos, se palpaba el olor a brasa, a longaniza a la brasa. Entraron 2 bocadillos más el postre. Unos estiramientos y reanudamos la marcha.
Control de Castellnou d’Olugues
El ansiado manjar
Aquí ya tocaba un poco de subidas y bajadas, que después de tener el buche lleno y con el lorenzo en el cogote, un sueño… El camino sigue por la zona de Tudela y de los Plans de Meià hasta llegar al Castillo de Castellmeià (7h 15min). Aquí, viendo la foto, me imaginé a los campesinos de la Edad Media trabajando para su señor.
Castillo de Castellmeià
Bajando al Clot del Llor mi primo protagoniza una escapada no frenando en las bajadas. Nos esperaba en el avituallamiento líquido del Llor (7h 30min). Empiezo a estar tocado, empiezan los males y aquí empieza ya la mente, la psicología. Seguimos caminando per les Aixadelles y Costa Farell hasta llegar al pueblo de Guissona (8h 30min). Avituallamiento sólido y parada para hacer estiramientos y descansar un poco. Aquí me encontré a una compañera de clase, la Núria Selva. Ella se retiraba aquí. A nosotros nos quedaban unos 10km hasta el final. No hay dolor!
Control de Guissona
Iglesia parroquial con el retablo dedicado a la Virgen del Claustro
Salimos de Guissona y podemos contemplar el imperio de la carne de Area de Guissona, con sus pedazos de naves (la peste a gorrino no nos la quitamos en todo el camino). Caminamos por Los Plans y La Ventalada hasta llegar al Castillo de les Sitges (10h). Último avituallamiento líquido. Mi primo ya se nos había escapado corriendo. Nos quedaban 2km hasta la llegada! Las piernas ya pesaban mucho.
Control de Les Sitges
Finalmente, después de bajar por una pista y enfilar la última pendiente del pueblo llegamos al final de la marcha en 10h y 30min (mi primo en 10h). Aquí podías reponer fuerzas con fruta, bocadillos, zumos y demás.
Últimos metros!!!
El comprobante de que acabé la marcha
Y por acabar la marcha el obsequio prometido, una figura hecha en piedra del Castillo de Florejacs, todo un detalle.
Bonito detalle
El resultado final, de 960 participantes acabamos la marcha 863 (212 mujeres y 651 hombres). Mi primo acabó en el puesto nº 600 (con un tiempo oficial de 10h 10min 57 sg), mi tío el nº 699 (con un tiempo de 10h 33min 46 sg) y yo el nº 698 (con un tiempo de 10h 33min 39sg). Clasificados los tres. Eso sí sin poder mover las piernas.
Mission accomplished

Más info: Crónica